Eneagrama

Descripción general


nuevo_eneagrama
La personalidad o características específicas de cada persona (ego) comienza a formarse desde la más tierna infancia, e incluso se piensa que podría comenzar en la gestación.

El eneagrama es un método psicológico de autoconocimiento, que consiste en clasificar la personalidad en nueve tipos básicos (eneatipos) en función de la forma de ser o de situarse cada uno ante la vida, para evitar volver a sentirnos heridos.

Esta metodología recoge una gran cantidad de características y comportamientos típicos de cada uno de los eneatipos, que se convierte en una guía de viaje o mapa para conocernos a nosotros mismos y a los demás. Esta guía nos enseña a descubrir cuándo estamos desplegando nuestro potencial positivo, o por el contrario cuándo estamos involucionando. Es decir, a cada eneatipo le muestra las señales de alerta que le hacen reconocer en qué punto de su propio viaje se encuentran.

Uno de los primeros beneficios que se obtienen es el autoconocimiento y la comprensión de nuestras limitaciones y condicionamientos, que nos pueden explicar muchas de las situaciones que vivimos a diario y que, muy a menudo, escapan a nuestra voluntad. Conocernos nos ayuda a comprendernos, comprendernos nos ayuda a aceptarnos, aceptarnos nos ayuda a querernos. A su vez, poderlo hacer con nosotros, nos permite poder hacerlo con los demás, esto nos lleva a pasar de la intolerancia a la tolerancia y del juicio a la benevolencia.

El eneagrama es un método que se adapta a la persona que se acerca a él desde un nivel inicial (eneagrama de los eneatipos), pasando por diferentes niveles de autoconocimiento (eneagrama de las pasiones-virtudes), hasta los niveles más elevados (eneagrama de las ideas santas).

Símbolo del eneagrama básicoUno de los aspectos que suelen llamar más la atención del eneagrama es el símbolo con el que se representa. Éste sugiere connotaciones místicas o esotéricas, pero no se sabe muy bien de dónde procede. Su origen es sufí, lo recuperó Gurjdieff de estas tradiciones y lo que sí se sabe es está formado por tres figuras geométricas, que se corresponden con tres leyes universales:

  • El círculo se corresponde con la ley del uno o la totalidad y la unicidad. Se caracteriza por la equidistancia de cada eneatipo con el anterior y con el posterior.
  • El tríangulo, que representa la ley del tres, o el hecho de que todo resulta de la interacción de tres fuerzas.
  • La hexada, que es la figura más compleja, y que habla del desarrollo en el tiempo. Habla de que todo es dinámico, no estático.

Partes que forman el símbolo del eneagrama

Descripción sencilla eneatipos

¿Qué es un enatipo? Un eneatipo es un tipo de personalidad, que en el eneagrama se nombra con un número para evitar diferenciarlo positiva o negativamente respecto a los demás tipos de personalidad.

A través de cada número se engloban todas las características comunes de un grupo de personas que tienen la misma herida básica, así como sus propias limitaciones o trampas y sus potenciales por descubrir.

En el eneagrama se describen nueve eneatipos, que se pueden identificar por un sinfín de características. Nosotros te vamos a ayudar a “pillarte”, proporcionándote algunas claves, aderezadas con un poquito de ironía y de humor, para que te sea más fácil identificarte. Obviamente no todo es malo, aunque los defectos siempre son más fáciles de detectar, no obstante, también te ofrecemos la otra cara, algunas de las muchas cualidades que muestra cada eneatipo. Comencemos:

ENEATIPO 1

Eneatipo 1, imagen de un perro limpiando sus propios excrementosSi a menudo piensas que hubiese sido mejor hacerlo de otra forma, o nunca estás satisfecho con el resultado obtenido, o no puedes confiarle el trabajo a nadie porque no va a saber hacerlo bien; si no puedes sentarte a ver la tele porque la habitación está desordenada, ni puedes tomarte un café en la calle porque la cucharilla está sucia, si no entiendes cómo la gente se equivoca tanto, o son tan tranquilos o tan despreocupados… y a la vez sueles tensar la mandíbula, reprimiendo tus impulsos para no perder el autocontrol, probablemente eres un uno.

No te preocupes, esto no es todo, seguramente eres una persona ética, con una moral intachable, muy responsable y defensor y buscador de la verdad.

Eneatipo 2, imagen de un perro ayudando a beber a una chica de una fuente

ENEATIPO 2

Si cada día de la semana tienes asegurada tu asistencia a una ONG o a un grupo de voluntariado, o siempre estás disponible para ayudar a quien te lo pide, o incluso a quien sabes que lo necesita aunque no te lo pida. Si no te importa renunciar a tu tiempo y a tus incomodidades, incluso a tu dinero para cubrir las necesidades de otros. Si la empatía es tu principal cualidad, siempre acompañada de una sonrisa seductora, probablemente eres un dos.

No te preocupes, esto no es todo, seguramente eres una persona generosa, amable, afable y entregada, que busca el bienestar de todos.

ENEATIPO 3

Eneatipo 3, imagen de un pavo realSi cada mañana, al mirarte en el espejo ves en ti “lo mejor”, y si no es así, sabes cómo mostrarlo a los demás. Si tu vida consiste en una carrera de éxitos en la que sólo hay un premio AL MEJOR, si no entiendes de descansos, sentimientos ni emociones porque entorpecen tu camino a la meta. Si tu trabajo es tu amante y si tu cuenta bancaria es tu amiga y tu propia imagen es tu pasaporte, probablemente eres un tres. Es más, si después de haber leído todos los eneatipos te identificas con cada uno de ellos excepto con el tres. Seguramente eres un tres.

No te preocupes, esto no es todo, seguramente eres una persona eficaz, trabajadora, solucionadora de problemas, sabrás crear un buen equipo, potenciando lo mejor de cada persona.

Eneatipo 4, imagen de un elegante cisneENEATIPO 4

Si te sientes desvalido, abandonado, si nadie te entiende, si echas de menos todo lo que has pasado con tal intensidad que no puedes vivir lo que está ocurriendo en este instante. Si a menudo te sumerges en la tristeza hasta olvidarte de tu día a día. Si solo te atrae lo sublime y lo normal te parece vulgar, de tal manera que te aíslas de todos hasta quedarte solo. Si el drama de cualquier tipo te atrae, probablemente eres un cuatro.

No te preocupes, esto no es todo, seguramente eres una persona altamente sensible, creativa, con dotes para el arte, la música, la pintura, la escritura, que te hacen ser francamente especial y diferente.

ENEATIPO 5

Eneatipo 5, imagen de un perro leyendoSi siempre encuentras una cueva donde estar, si antes de experimentar algo necesitas buscar bibliografía, leer el manual de instrucciones o conocerlo todo acerca de dicha experiencia; si tus aficiones te secuestran hasta tal punto de olvidarte de satisfacer tus necesidades más básicas. Si tu necesidad de conocimiento es insaciable, si te gusta ser especialista en algún tema en el que te sientes realmente seguro, convirtiéndote en un ermitaño, probablemente eres un cinco.
No te preocupes, esto no es todo, seguramente tienes una mente ordenada, sistémica y resolutiva, válida para resolver el algoritmo más complicado o dar respuesta a las cuestiones filosóficas más complejas. Es muy posible que tengas una mente prodigiosa.

Eneatipo 6, imagen de una jirafa curioseando a través de la ventanilla de un aviónENEATIPO 6

Si tienes una gran capacidad para descubrir una conspiración, si desconfías de todos y siempre buscas lo que se esconde tras un gesto amable. Si la duda te atormenta y no te permite vivir una vida tranquila. Si buscas un líder, un guía, un referente que decida por ti, y al que finalmente acabas responsabilizando de que todo termine saliendo mal. Si no encuentras la frontera entre la prudencia y el miedo, y siempre estás previendo lo malo que puede ocurrir, seguramente eres un seis.
No te preocupes, esto no es todo, seguramente eres leal, apoyas al equipo, ayudas y defiendes a los desvalidos, sabes preveer situaciones difíciles, tienes un sexto sentido para descubrir el engaño.

ENEATIPO 7

Eneatipo 7, imagen de un gatito tocando la guitarra eléctricaSi miras tu agenda y no hay un solo hueco libre, y tienes varios planes superpuestos por si alguno de ellos falla, si tienes muchas tareas sin terminar y ya te estás completamente emocionado con un nuevo proyecto. Si eres el último en salir de las fiestas, y el primero en irte de las situaciones difíciles. Si por no sufrir, haces un chiste de cada situación, probablemente eres un siete.
No te preocupes, esto no es todo, seguramente eres un alma libre y feliz, que quiere vivir la vida con plenitud y que casi siempre lo consigue, contagiando a los demás. Sabrás aprovechar todas las oportunidades de la vida, viendo siempre su faceta positiva.

Eneatipo 8, eneatipo de una pantera amenazanteENEATIPO 8

Si te tomas la justicia por tu mano, defendiendo siempre a los que tú consideras tuyos. Si solo tienes amigos o enemigos, si eres impulsivo y piensas que un buen grito soluciona más que una hora de diálogo. Si sueles imponerte, si no das mucha tregua y acabas dando un puñetazo en la mesa porque eres el más poderoso, probablemente eres un ocho.
No te preocupes, esto no es todo, probablemente eres una persona fuerte con una faceta tierna muy tímida, pero que está ahí. Eres asertivo, sabes poner las cosas en su sitio y te implicas en situaciones difíciles.

ENEATIPO 9

Eneatipo 9, imagen de un oso polar tumbado plácidamente sobre el hieloSi el día que tienes que entregar el trabajo que tienes que hacer, te descubres ordenando las tapaderas de los tupper de colores, o si cuando tienes que decir algo difícil a un amigo te asalta una avalancha de justificaciones positivas que anula tus intenciones. O si por no decir no, te comprometes a cosas que sabes que no vas a hacer. Si la comodidad te puede. Si eres capaz de dormir 30 horas seguidas sin pestañear. Probablemente eres un nueve.
No te preocupes, esto no es todo, seguramente eres el mejor mediador que tendrán tus amigos y tus enemigos en un conflicto ya que tu capacidad de entender al de enfrente es singular. Seguramente todo el mundo se siente cómodo con tu compañía.

Descripción sencilla alas

Si tomamos como referencia dentro del gráfico del eneagrama el círculo, en el que todos los eneatipos tienen el mismo valor, cada número tiene otro número a cada lado, dando lugar a lo que se denominan las alas. El simil es el de un pájaro, cuyo cuerpo representaría nuestro eneatipo, y los números que quedan a cada lado representarían sus alas.

Esto significa que cada eneatipo está condicionado, apoyado y matizado por las características de cada una de sus alas, aunque en general, suele haber un ala más desarrollada o más conocida que la otra.

Por tanto, decimos que un individuo es un individuo es siete ala seis si muestra más características comunes con el seis, o siete ala ocho si comparte más con el eneatipo ocho. Como regla general, diremos que hay un ala más desarrollada o más fuerte que otra, si embargo, puede ocurrir que una persona muestre sus dos alas o, por el contrario, que no se perciba ninguna de ellas.

Descripción sencilla instintos

Libros recomendados eneagramaUn instinto es una fuerza muy potente que procede de nuestro interior, que tiene “vida propia”, y que se impone a nosotros, anulando nuestra voluntad. Por tanto, no es racional.

En un principio, el instinto nace para protegernos y ayudarnos a sobrevivir en un medio hostil. Este instinto tiene tres variantes: autoconservación, social y sexual (intimidad) pero el propio proceso de desarrollo del mismo sufre heridas o traumas que lo dañan y su ayuda se convierte en limitación. El momento en que hemos sido dañados determina el instinto que se sobreactiva, mientras que otro se queda más o menos equilibrado, y un tercero queda ciego o nulo. El instinto sobreactivado se convierte en una forma específica de manifestarse nuestro eneatipo.

Movimientos básicos

Una de las características del eneagrama es que los diferentes números o eneatipos están conectados entre sí por varios caminos. De cada número parten dos rutas, que lo conectan con otro. Una implica evolución (crecimiento) y la otra involución (decrecimiento). Estas rutas son las que vemos en el símbolo del eneagrama, representadas con el triángulo para el seis, tres y nueve, y con la hexada para el resto de tipos.

Los tests. Cuál escoger

Los tests de la personalidad constituyen una ayuda y un método que trata de ser lo más objetivo posible para determinar cuál es nuestro tipo de personalidad. Hay muchos y de muchos tipos, con mayor o menor calidad, más superficiales o más profundos.

Estos tests pueden ser de gran ayuda, pero no debemos olvidar que es la auto-observación, junto con la profundización en el conocimiento del eneagrama y, si es posible, el apoyo por parte de un terapeuta o acompañante los que nos ayudan a concretar cuál es nuestro eneatipo, nuestra ala más desarrollada y (con un poco más de dificultad) qué instinto tenemos sobreactivado.

Lógicamente los tests son una primera aproximación, a veces muy válida, pero no comparables a la riqueza de un taller, en donde desarrollar nuestra búsqueda en paralelo con el terapeuta y otras personas, y apoyarnos en ellas a la hora de resolver dudas.

No debemos convertir la búsqueda de nuestro eneatipo en el único objetivo, más bien debemos abrir un proceso más o menos largo durante el cual iremos descubriendo con más facilidad nuestras características que nos llevarán a identificar nuestro eneatipo.

Lecturas recomendadas